Los jóvenes preguntan todo el tiempo si esto o aquello está mal. ¿Por qué les hemos hecho creer que la fe en Cristo es una religión de prohibiciones? La mejor forma de destruir la fe es convirtiéndola en un conjunto de reglas que los miembros de una organización, la iglesia, deben cumplir rigurosamente para pertenecer a ella y aparentar espiritualidad… pero es lo que hemos hecho.

Hay fe en nuestros jóvenes. Tanta, que buscan agradar a Dios aun cuando los religiosos les imponen doctrinas de hombres. Algunos otros renuncian a ella precisamente por la razón descrita. He encontrado que muchísimas de las publicaciones de un grupo de jóvenes cristianos en Facebook son preguntas como:

  • ¿está bien ir al cine?
  • ¿las mujeres pueden vestir tal o cual prenda?
  • ¿puedo escuchar rap cristiano?
  • ¿qué pasa si un domingo no voy al templo?
  • y preguntas parecidas: ¿está mal si hago esto, bebo esto o como esto otro?

Evangelio, no religiosidad

La fe no es aquello que no hacemos, es vivir de acuerdo con lo que Dios quiere producir en sus hijos, a través del Espíritu Santo.

El Evangelio enseña libertad del pecado, no esclavitud a normas y mandamientos de hombres. Esta libertad del pecado consiste en morir a nosotros mismos y a la práctica de nuestras maldades para ahora hacer el bien y lo que es agradable a Dios.

¿Notaste que dije HACER? Cuando la religiosidad nos dice NO HAGAS nos enseña a ser inútiles, pero cuando el Evangelio nos enseña a HACER nos hace útiles para ayudar y ser de bendición a los demás.

Las cosas de la carne nos esclavizan, por eso Cristo vino a darnos libertad. Lee el siguiente texto bíblico:

19 Ahora bien, las obras de la carne son evidentes. Estas son: inmoralidad sexual, impureza, desenfreno, 20 idolatría, hechicería, enemistades, pleitos, celos, ira, contiendas, disensiones, partidismos, 21 envidia, borracheras, orgías y cosas semejantes a estas, de las cuales les advierto, como ya lo hice antes, que los que hacen tales cosas no heredarán el reino de Dios. Gálatas 5 (RVA2015)

¿Por qué Cristo vino a darnos libertad de nuestra carne?

Porque los que viven conforme a la carne piensan en las cosas de la carne; pero los que viven conforme al Espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque la intención de la carne es muerte, pero la intención del Espíritu es vida y paz. Pues la intención de la carne es enemistad contra Dios; porque no se sujeta a la ley de Dios ni tampoco puede. Así que los que viven según la carne no pueden agradar a Dios. Romanos 8 (RVA2015)

Diferencia entre el Evangelio y la religiosidad

De manera que la vida en Cristo no se trata de DEJAR DE HACER las obras de la carne, se trata de morir a ellas y morir a nosotros mismos para que el Espíritu nos vivifique y usemos esa nueva vida para lo bueno. Eso es creer, realmente.

Tantos están sufriendo por DEJAR DE HACER aquellas cosas que aman, aunque saben que son malas o que les han acarreado dolor y consecuencias desastrosas. La religiosidad se concentra en que las personas deben DEJAR DE HACER lo malo, en cambio el Evangelio muestra el camino hacia la libertad posible por la vida nueva producida por Dios en nosotros.

10 Pero si Cristo está en ustedes, aunque el cuerpo esté muerto a causa del pecado, no obstante el espíritu vive a causa de la justicia. 11 Y si el Espíritu de aquel que resucitó a Jesús de entre los muertos mora en ustedes, el que resucitó a Cristo de entre los muertos también les dará vida a sus cuerpos mortales mediante su Espíritu que mora en ustedes. Romanos 8 (RVA2015)

Esa libertad sirve para HACER, como lo vemos en los siguientes ejemplos:

  • para HACER lo bueno y lo justo

10 Porque somos hechura de Dios, creados en Cristo Jesús para hacer las buenas obras que Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas. Efesios 2 (RVA2015)

Hijitos, nadie los engañe. El que practica justicia es justo, como él es justo. El que practica el pecado es del diablo, porque el diablo peca desde el principio… 1 Juan 3 (RVA2015)

  • para OBRAR bien a nuestro prójimo

Todos nosotros debemos agradar a nuestro prójimo y hacer las cosas para su bien y para la edificación mutua. Porque tampoco Cristo buscó agradarse a sí mismo; al contrario…, Romanos 15 (RVA2015)

  • para SERVIR a los demás

13 Ustedes fueron llamados a la libertad, hermanos; solamente que no usen la libertad como pretexto para la carnalidad. Más bien, sírvanse los unos a los otros por medio del amor… Gálatas 5 (RVA2015)

  • para ADORAR a Dios con buenas obras

12 No reine, pues, el pecado en su cuerpo mortal de modo que obedezcan a sus malos deseos. 13 Ni tampoco presenten sus miembros al pecado como instrumentos de injusticia sino, más bien, preséntense a Dios como vivos de entre los muertos, y sus miembros a Dios como instrumentos de justicia. Romanos 6 (RVA2015)

 17 Pero gracias a Dios porque, aunque eran esclavos del pecado, han obedecido de corazón a aquella forma de enseñanza a la cual se han entregado 18 y, una vez libertados del pecado, han sido hechos siervos de la justicia. Romanos 6 (RVA2015)

21 ¿Qué recompensa, pues, tenían entonces por aquellas cosas de las cuales ahora se avergüenzan? Porque el fin de ellas es muerte. 22 Pero ahora, libres del pecado y hechos siervos de Dios, tienen como su recompensa la santificación y, al fin, la vida eterna. Romanos 6 (RVA2015)

Los mandamientos de hombres

Una gran cantidad de iglesias adoctrinan a sus miembros a seguir una gran cantidad de mandamientos de hombres que pretenden usar la Biblia para justificar sus enseñanzas.

Ellos dicen que la fe en Cristo consiste en cosas como:

  • no beber alcohol
  • no ir a fiestas
  • no arrodillarse ante imágenes
  • no usar determinados peinados
  • no usar cierto tipo de prendas
  • no hablar de determinada manera
  • no comer un conjunto de platillos, menos ciertos días, ciertas horas
  • no ir a algunos lugares
  • no faltar a los días de reunión de determinado culto cristiano
  • no desobedecer al hombre que enseña (aunque sean falsedades)
  • y muchas cosas similares

Aunque también les digan qué cosas deben creer, algunos basan sus creencias y sus vidas no en lo que deben creer, sino especialmente en lo que no deben hacer. Convierten la fe en religiosidad. La misma que Jesucristo reprobó.

Así es como el Señor describió a los religiosos de su época:

Atan cargas pesadas y difíciles de llevar, y las ponen sobre los hombros de los hombres; pero ellos mismos no las quieren mover ni aun con el dedo. Mateo 23 (RVA2015)

13 “¡Ay de ustedes, escribas y fariseos, hipócritas! Porque cierran el reino de los cielos delante de los hombres. Pues ustedes no entran, ni dejan entrar a los que están entrando. Mateo 23 (RVA2015)

¿Cuántas pesadas cargas atarán sobre tantos que tienen fe? Solamente hay que ver cómo los jóvenes intentan llevarlas con muy poco éxito.

Conclusión

Dios nos da nueva vida para que imitemos su carácter, pues en nosotros no está hacer el bien. Dejar de hacer el mal es consecuencia, no propósito de la fe.

Las buenas obras no salvan, pero son la evidencia de que realmente hemos creído. Pero ya lo dijo Santiago en su carta, frase que parafraseo de la siguiente manera: muéstrame tu fe por las cosas que dejas de hacer y yo te mostraré mi fe por las cosas que hago.

¡Muéstrame tu fe sin tus obras, y yo te mostraré mi fe por mis obras! Santiago 2:18b (RVA2015)

También podría interesarte:

Efraín Ocampo es consejero bíblico y fundó junto con su esposa Paola Rojo la organización sin fines de lucro Restaura Ministerios para ayudar a toda persona e iglesia a reconciliarse con Dios y con su prójimo. También es autor del éxito de librería “La Iglesia Útil”, entre otros libros.
Encuentra más temas de Restauración de Iglesias en el libro “La Iglesia Útil“. También tenemos para ti los libros de Restauración de Relaciones “Amar como a mí mismo” y de Restauración Personal en el libro “40 días en el desierto“.

Síguenos en Facebook.com/restauraministerios

Comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.